AbogadosCruz y Romera
Cruz y Romera Abogados
27 Dic 2017

Pensión de viudedad y nuevo matrimonio.

Si contraigo nuevo matrimonio, ¿Pierdo la pensión de viudedad?

Es popularmente sonado que la pensión de viudedad, otorgada con el fallecimiento del cónyuge o pareja de hecho se extingue de forma automática cuando se contraen un nuevo matrimonio.

Desde Cruz & Romera Abogados queremos desmontar este falso estereotipo. Como toda prestación del Estado, la pensión de viudedad tiene una serie de factores que le traen origen y un correlativo numero que la extinguen.

Esta prestación está regulada por la Orden de 13 de febrero de 1967, por la que se establecen las prestaciones por muerte y supervivencia. Establece la citada orden como causa de origen de la prestación la muerte del cónyuge, según reiteradas jurisprudencia de los juzgados de lo social, el concepto de cónyuge se amplía también a las parejas de hechos inscritas y a aquellas que no estándolo, pudieran justificar la relación afectiva y la convivencia.

No todo matrimonio causa la extinción.

Entrando a analizar el tema de esta entrada, las causas de extinción, la orden es clara al establecer en su art. 11.1 que, contraer nuevo matrimonio será causa de extinción de la prestación. Asimismo este artículo establece que no será causa de extinción las nuevas nupcias cuando concurran los siguientes requisitos:

  • Ser mayor de 61 años o siendo menor, cuando se tenga reconocida una pensión de incapacidad permanente en el grado de absoluta o de gran invalidez, o se acredite una minusvalía igual o superior al 65 por ciento.
  • Que la pensión de viudedad suponga la principal o única fuente de ingresos, es decir, que esta pensión suponga al menos el 75% de los ingresos de la nueva unidad familiar,

          Y;

  • Tener la nueva unidad familiar unos ingresos anuales que no superen dos veces el salario mínimo interprofesional, aplicando al salario mínimo interprofesional de 2016 unos 18.345,6 Euros anuales

Que añadir tiene que si la pensión supone más del 75 por ciento de los ingresos anuales de la nueva unidad familiar pero sumados a los ingresos del otro cónyuge se superan dos veces el salario mínimo interprofesional, esto no deriva en la extinción de la prestación sino que resultaría una minoración de la misma.

Del ejercicio diario de nuestra profesión hemos observado como la administración en su afán por el ahorro y el merme de gastos, está eliminando de manera sistemática todas las prestaciones de viudedad en cuanto se contraen nuevo matrimonio sin entrar en el fondo del asunto. Por ello desde Cruz & Romera Abogados le recomendamos contactar con nuestros expertos en prestaciones.

Para ampliar más información, póngase en contacto con nosotros.

Email: info@cruzyromeraabogados.com

Telf. 644 120 265

Civil • Sin categoría Leave a comment

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *